¿Quién era El «Asesino Fantasma» de Texarkana?

fantasma



El asesino fantasma era un psicópata no identificado fue responsable de una serie de asesinatos entre febrero y mayo de 1946

user uploaded imageLa noche del 22 de febrero de 1946, Jimmy Hollis de 25 años y su novia, Jeanne Larey de 19, viajaban en coche y se detuvieron entre unos arbustos para tener relaciones. Había luna llena y la noche se prestaba para una situación romántica.

Entonces, vieron que se acercaba un hombre con una bolsa de tela en la cabeza y sacaba una pistola. “No los quiero matar, así que hagan lo que les digo”, advirtió. El hombre les dio dos cachazos con una pistola, y tiempo después, declararían a la policía que fue “un arma de metal” la declaración, como toda leyenda urbana, se modificaría hasta que se creyera, erróneamente, que era un gancho.

Por suerte, Jimmy y Jeanne salieron con vida… pero otros no corrieron la misma suerte. El 24 de marzo de 1946 se repitió el ataque y esta vez, dos muchachos perdieron la vida de un balazo: Richard Griffin de y su novia Anne Moore de 17. El 13 de abril de ese mismo año ocurrió otro caso idéntico, y otra pareja fue asesinada. El 3 de mayo ocurrió el último crimen de ese tipo.

Todos los casos ocurrían durante las noches de luna llena, el responsable usaba una pistola y en todos atacaban parejas en los coches. En total, atacó a 4 parejas y mató a 5 personas.

También podrías leer: EL MISTERIOSO CASO DE LA DESAPARICIÓN DE SOFÍA HERRERA

La gente de Texarkana estaba aterrorizada, y la policía no dejaba de investigar. Uno de los sospechosos fue Youell Swinney, quien ya tenía antecedentes penales. Aunque fue arrestado, nunca hubo suficientes pruebas y él siempre negó confesar.

Debido a lo escurridizo del criminal, la gente de Texarkana lo bautizó como “El asesino fantasma de la luna llena”, y ante la falta de evidencia y la variedad de declaraciones, se fue convirtiendo en una leyenda urbana. Había quienes aseguraban que era un alma en pena o que podía desaparecer a voluntad. Lo cierto es que hasta el día de hoy, el caso permanece abierto.

Los mitos

Con el paso de los años, la leyenda del “Asesino del gancho” o “The Phantom Killer” ha sido una de las más gustadas para contarse en Halloween y usarse en películas de terror. De acuerdo con el académico Bill Ellis, entrevistado en el documental antes citado, esto se debe a que la gente buscaba una respuesta a un caso sin respuesta y así asimila hechos horrendos: con mitos.

Mucha razón tiene el director, productor e investigador de leyendas urbanas Joshua Zeman al decir sobre el caso que “La vida real es tan aterradora como cualquier película de terror. A veces, incluso más”.

Fuente: taringa


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *